Torre de Babel

Esfinge – Mitología de la juventud

Cap. XLII – Náyades – Nereidas – Tritones – Lares – Penates

 

    ►  Cap. XLIV – Las Hespérides

Mitología de la juventud – Capítulo XLIII – La Esfinge

P. ¿Quién era la Esfinge

R. Un monstruo fabuloso que tenia la cabeza y el pecho de mujer, el cuerpo de perro, la cola de serpiente, las alas de pájaro, los pies de león, y la voz de un hombre.

P. ¿En donde residía?

R. En las cercanías de Tebas, en donde proponía enigmas a los habitantes, y devoraba a los que no podían explicarlos. El oráculo de Apolo le había anunciado que él mismo se destruiría así que fuese adivinado uno de sus enigmas.

P. Citad alguno de ellos.

R. He aquí el que proponía por lo común: ¿Cuál es el animal que por la mañana tiene cuatro pies, dos al mediodía y por la tarde tres?

P. ¿Quién le explicó?

R. Edipo: El hombre (dijo) es ese animal: cuando es niño se sostiene con sus pies y sus manos, en la edad viril se mantiene sobre sus dos pies, y en su vejez añade a ellos el báculo, que le sirve de tercer pie.

P . ¿Se mató a si misma la Esfinge, al momento, como el oráculo se lo había predicho?

R. Sí: inmediatamente se rompió la cabeza, desesperada, contra una roca, y expiró al instante.